The Student News Site of Alexandria City High School

Theogony

The Student News Site of Alexandria City High School

Theogony

The Student News Site of Alexandria City High School

Theogony

Pregunta a Kate: Cura Mi Falta de Motivación en Mi Último Año Del Liceo

Pregunta+a+Kate%3A+Cura+Mi+Falta+de+Motivaci%C3%B3n+en+Mi+%C3%9Altimo+A%C3%B1o+Del+Liceo

Kate Casper, Traducción por Ema Winkler

Querido estudiante con problemas,

Sin ofender a los graduados del liceo antes de 2020, pero sus faltas de motivación es NADA como la de nosotros. 

En años anteriores, falta de motivación en tu último año del liceo se veía como solamente no tener ganas de hacer tareas, pero en el año 2021, falta de motivación en tu último año del liceo parece no tener la motivación para hacer nada.

Falta de motivación en tu último año del liceo durante una pandemia de parece como atendiendo Cálculo AP desde tu cama, mirando pantallas por horas, casi nunca dejando la casa, mirando obsesivamente las redes sociales para sentirte conectado, y solamente usando pantalones con cintura elástica. 

Si no te ves lo mejor posible, simplemente te apagas la cámara. Si no completaste la tarea, puedes entregarla dos semanas más tarde. Es muy fácil caer en estos comportamientos basados en la evitación para combatir los problemas de la vida durante la pandemia, eso es porque es tan difícil salir de ellos. 

Divulgación total, yo tengo falta de motivación en mi último año del liceo. He tenido falta de motivación desde Septiembre, y desafortunadamente, no estoy fuera del bosque todavía. Pero estoy tratando de volver a mi estado normal y recuperar mi motivación perdido a las horas gastadas en llamadas de Zoom y las horas gastadas estresando del futuro. 

Primero, necesitamos lamentar la pérdida del romántico todo americano experiencia del último año del liceo. Hay ningún baile de escuela, juego de deporte, o fiesta para atender. Viendo amigos es más difícil que nunca, y cada interacción con otro humano en persona presenta un riesgo para la salud. Ser un adolecente en 2021 es difícil, pero en tu último año del liceo en la orilla de ser adulto y planes secundarias están duramente afectados, así que reconoce la pérdida. No lo reprimas-habla sobre lo, escribe sobre lo, canta sobre lo, piensa sobre lo.

Segundo, necesitamos considerar nuestras motivaciones. ¿Qué te dio incentivo antes de la pandemia? ¿Trabajaste duro para entrar en la universidad de tus sueños…o para competir con tus compañeros?  ¿Trabajaste duro para apaciguar a tus profesores…o para mantenerse al día de tus amigos? Conciencia de ser es la clave, entonces sigue preguntándote estas preguntas. Llega a la raíz del problema en lugar de quedarse despierta toda la noche con tres copas de café, pensando que resolviste tu falta de motivación. Quedarse despierta toda la noche es una solución rápida, necesitas algo a largo plazo que va a curar tu problema para siempre. 

Tercero, reclama tu identidad. ¿Quién quieres ser? ¿A quien te sientes ahora mismo? Alomejor sientes como un estudiante flojo; alomejor sientes como un desastre. ¿Pero adivina que? ¡Ese no eres tú! Aunque quedaste en tu universidad número uno, todavía tienes la responsabilidad de ser la mejor versión de ti mismo. Yo se que suena caseosa, pero estas aquí por una razón, y nunca es muy tarde para mejorarte a ti mismo. Parte de mejorarte a ti mismo incluyendo tus tareas. Yo se que realmente no quieres, pero necesitas hacerlo. ¡Recuerda que las universidades todavía ven esa transcripción de mitad de año!

Cuarto, crear pasos prácticos para lograr sus metas. Sé que nadie es un gran fan de lecciones de SEAL, pero establecer metas y dar pasos para alcanzar esas metas es una valiosa habilidad para la vida. El objetivo no es alcanzar la meta; es para hacer el proceso de obtener la meta lo más agradable y eficaz posible. Yo se, hacer que tareas sea agradable suene absurda. ¡Pero te prometo, es posible! Trata de poner música buena cuando estás trabajando, o tener sesiones de estudios virtuales o distante con tus amigos cada semana. Replanteando tu actitud hacia la escuela cambia el juego. Si te asocias al trabajo escolar con estrés y ansiedad, no lo vas hacer. La cicla de estrés y ansiedad continuará. Entonces empieza asociar trabajo escolar con cosas positivas. ¿No te gusta hacer tarea en tu cuarto? Considera ir a otra pieza en tu casa y establecer un espacio propicio para el aprendizaje y la productividad; o puedes ir a un café o biblioteca por unas horas a la semana. ¿No te gusta estar en las llamadas de Zoom por horas? Toma un paseo durante el descanso de 20 minutos entremedio de las clases. ¿No te gusta distraerte en el medio de clase? Pone tu celular en otra pieza, y aprenda tu cámara para mantenerse comprometido y explicable. Es hora de tomar acción. Te has tomado el tiempo para leer esta columna de consejos. ¡Entonces estableciendo unas metas no es mucho pedir! 

Quinto, tiende la mano. La comunidad de T.C. está aquí para apoyarte. ¡Así que aprovecha! Manda un correo electrónico a tu consejero escolar y profesores para abrir líneas de comunicación y aliviar ansiedad. Te prometo, tus profesores no van estar enojados contigo. No importa que bajo sea tu calificación o que avergonzado te sientes, una cosa es segura: tus profesores están arraigando para ti. No quieren nada más que verte triunfar, no solamente en su clase, pero en tu vida. Entonces manda un correo electrónico; tenga una conferencia con tu consejero. No hagas excusas, des explicaciones. Dale a tus profesores y consejero una idea de lo que está pasando en tu vida. Dígales qué pasos estás tomando para deshacerse de esta cepa severa de falta de motivación. 

Sexto, darse recompensas por buen comportamiento y castigos por mal comportamiento, y haz que un amigo te haga responsable. Alomejor tu meta es terminar tu examen de matemática asincrónico antes de la fecha de vencimiento. Diga a un amigo esta meta y el “castigo” si no lo completas. Los castigos no necesitan ser muy serios, pero lo suficiente doloroso como para motivarte. Por ejemplo, tu amigo tiene que mirarte enviarle un mensaje a tu ex diciéndole que los extrañas (¡Ay!) o enviar un mensaje fuera de lo común a un enamorado. El castigo ideal no es necesariamente cruel, per seria un leve suicidio social si se infligiera. Yo se que es tonto, pero si realmente estas luchando para hacer algo que ha estaba pendiente de tu cabeza, este es el curso de accion para tomar. 

Mira, yo sé que es difícil. Las calificaciones de todos han bajado y los estudiantes están luchando más que nunca. Hasta los mejores estudiantes de alto rendimiento están luchando–créame, simplemente no están diciendo nada al respecto. Pero recuerda, no eres el único sentado en Zoom por horas. Así son tus profesores. Son gente también, tratando de navegar la vida pandémica como tú. Esta es una experiencia compartida, y mostrar amor y gracia a tus profesores es tan importante como mostrar amor y gracia para ti mismo.  Toma tiempo de tu día para mandarles un correo electrónico o hablar con ellos después de clase. Ellos aprecian saber de ti. Quieren saber que estas alli, no solamente un cuadro negro en sus computadores. Entonces muestra ellos tu cara, personalidad, y voz. Forma una conexión. 

Te desafío, cuando terminas leyendo este artículo, y tal vez solo tal vez leyendo un par de historias más de Theogony, establecer una alarma en tu celular por diez minutos y hacer algo: esa tarea de matemáticas asignada antes de las vacaciones de invierno, un examen, una guía de lectura. Hazlo por diez minutos, eso es todo que te pido. ¡Lo tienes!

¡Buena suerte!

~Kate

Para submitir preguntas para ser presentado en otro “Pregunta a Kate”, enviar al formulario de Google vinculado aqui: https://forms.gle/ELZdi4HUZq4zZmDn9

*Los consejos ofrecidos tienen únicamente fines informativos. El consejo no pretende reemplazar la orientación profesional. *

Donate to Theogony

Your donation will support the student journalists of Alexandria City High School. Your contribution will allow us to purchase equipment and cover our annual website hosting costs.

More to Discover
Donate to Theogony

Activate Search
Pregunta a Kate: Cura Mi Falta de Motivación en Mi Último Año Del Liceo